INDIA - ANANTAPUR

ib3 image
La vivienda
Cuando los sueños se hacen realidad. Desde pequeño siempre he querido colaborar con los más desfavorecidos, gracias a Grupo Escribano, sus clientes y todo el personal que lo hace posible, puse en marcha un gran proyecto.

Tras diferentes colaboraciones puntuales en diferentes proyectos a finales de 2013, me embarqué en el más ambicioso hasta la fecha, con la construcción de 6 viviendas para los más desfavorecidos en la provincia de Anantapur, la India. Dicho proyecto del cual me hizo conocedor la Fundación Vicente Ferrer, me enseño una realidad, que por su crueldad jamás hubiera imaginado que existiese, las castas en la India. La casta de los Dalits, no tienes acceso a la salud, la educación, la tierra y la vivienda. Y dentro de ésta, la mujer es el eslabón más débil sufriendo una triple discriminación; de casta, por pobreza o discapacidad y género, por lo que las casas construidas por este proyecto se ponen a nombre de éstas, asegurándoles un techo tanto a ellas como a sus hijos ante la ignominia que sufren.

En la India el sistema patriarcal se sustenta en unas tradiciones y prácticas culturales muy arraigadas en la sociedad que la sitúan en el fatídico cuarto puesto del peor país del mundo para nacer una mujer. Esta antigua práctica religiosa que impone la prohibición de casarse y la obligación de servir en un templo, recluta a miles de niñas cada año en lo que actualmente es un sistema ilegal pero organizado de prostitución. El 93% de las devadasi son dalit. Las familias de estas castas suelen estar compuestas por familias de una media de cinco miembros, que se ven obligadas a vivir en cabañas de adobe, las cuales por su construcción carecen de resistencia a las alta temperaturas y los monzones de la zona por lo que no son habitables durante largos periodos.

Las precarias condiciones de estas viviendas les condenan al hacinamiento, la mala ventilación y falta de salubridad. Tener acceso a una vivienda implica un primer paso a una vida digna para las familias dalits o tribales

El pasado mes de enero estuvimos en Anantapur, la India, para conocer de cerca a las familias y ver el gran proyecto terminado. Todas las personas se merecen una casa digna, y me pregunto. ¿Cómo no lo hemos hecho antes? Es algo que te hace sentir orgulloso el haber tomado parte en este compromiso, ha sido una de mis mejores experiencias. Y espero que mi pequeña ayuda no sea solo ésta, sino ser un enlace entre los que han colaborado y los futuros colaboradores.

Cualquier ayuda vale.

¿Qué es ser pobre? La gente a veces mira la pobreza en función de las ganancias, pero esto es una falsa medida de pobreza, la pobreza real es cuando tú tienes una necesidad y no hay una mano que te ayude.

“Sé tú, el cambio que quieres ver en el mundo.” -Gandhi.

ib3 image
La mujer
Las mujeres representan el 48% de la población de la India. Son el pilar de la sociedad, de la economía familiar y principales transmisoras de los valores y tradiciones. En los casos en los que las mujeres pertenecen a las castas más bajas de la sociedad, como los intocables, sufren una ``doble discriminación`` de género y de casta.

En India existe una población masculina notablemente superior a la femenina debido a las prácticas de infanticidio femenino, especialmente arraigadas en el ámbito rural. La ratio por sexo en la India es de 940 mujeres por cada 1.000 hombres.

Factores como el aborto selectivo y el infanticidio femenino, las bodas precoces, la trata de mujeres, la violencia contra las mujeres, etc. hacen de la India uno de los países más peligrosos donde nacer mujer. Las mujeres de castas desfavorecidas sufren una doble discriminación, por razón de género y de casta.

En las instituciones sociales del matrimonio y la familia se dan grandes factores de subordinación de la mujer al hombre en la India. Es en la esfera privada donde tienen origen gran parte de las prácticas discriminatorias hacia ellas. La sociedad contribuye a mantener costumbres y creencias que perpetúan la ideología patriarcal india, legitimándola. Los elevados índices de desnutrición femenina, los altos índices de violencia de género, el analfabetismo entre las mujeres y niñas o la práctica social de la dote son sólo ejemplos de las desigualdades de género en la sociedad india y de la falta de atención a este colectivo.

A pesar de que la legislación india admite la igualdad y la no discriminación de las mujeres, su reconocimiento social y económico está lejos de ser una realidad en la India. En 1982 la Fundación Vicente Ferrer inició un programa de desarrollo para conseguir revalorizar el papel de las mujeres en la sociedad a través de la educación y de la asociación.

La Fundación Vicente Ferrer trabaja para promover la igualdad de género para ello trabajo en los siguientes campos: incrementar el nivel socioeconómico de las mujeres; promover el acceso a la educación de mujeres y niñas; asegurar el acceso de las mujeres a una formación profesional y vocacional para generar oportunidades de empleo; luchar contra la violencia hacia las mujeres; y Visibilizar el rol de las mujeres indias como motor de cambio y transformación social.

ib3 image
Los hospitales
La distribución territorial de Andhra Pradesh provoca que muchas de las poblaciones rurales del distrito estén alejadas entre ellas y a su vez de los núcleos urbanos. Esto dificulta el acceso a la salud y a una atención médica de calidad. Así, cuando una persona enferma tiene que desplazarse al hospital, debe invertir mucho tiempo y dinero. Además ese día deja de ganar su jornal en el campo. Por todo ello, en la mayoría de casos la persona que enferma solo acude al hospital en situaciones extremas. A veces cuando llega ya no se puede hacer nada para salvar su vida.

Con el objetivo de contribuir a resolver las dificultades de acceso a la salud que se derivan de la vida en la India rural, la Fundación Vicente Ferrer colabora con algunos de los programas que el Gobierno indio desarrolla en Andhra Pradesh. Aparte de tejer una red de hospitales generales, la FVF dispone de una unidad especializada en pediatría y un centro para personas afectadas por el VIH/SIDA. Su máxima es poder ofrecer servicios sanitarios a los habitantes de las zonas más alejadas de los puntos urbanos. Asimismo, para cubrir las zonas más remotas, la Fundación cuenta con un total de 16 clínicas rurales.

La Fundación Vicente Ferrer tiene como objeto brindar el acceso a la salud y, por lo tanto, mejorar la calidad de vida de las poblaciones más desfavorecidas en el estado de Andhra Pradesh.

Para conseguirlo, trabajan a través de cuatro vías principales: la Articulación de una red sanitaria rural que logre la cobertura sanitaria básica; la detección precoz de enfermedades en las mismas aldeas, la prevención de las enfermedades mediante la educación sanitaria y la concienciación; y la Formación de profesionales de la salud.

La Red Hospitalaria está compuesta por tres Hospitales Generales (en Bathalapalli, Kanekal y Kalyandurg), un Hospital pediátrico y un Hospital para personas que viven con el VIH.

Los Hospitales Generales de la Fundación atienden casos de emergencia durante las 24 horas y se ofrecen servicios y diagnósticos para pacientes que llegan de todo el distrito de Anantapur, sobre todo de entre las castas más desfavorecidas dentro del sistema de castas indio.